google-site-verification: google5c087a0da00728df.html 'cookieOptions = {...};' msg,En este sitio se utilizan cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. ESCRITOS de Rudy Spillman: La responsabilidad y el ego



Búsqueda personalizada

lunes, 13 de junio de 2011

La responsabilidad y el ego

Imagen: YouTube
Son variados los motivos por los cuales un individuo intentará esquivar la responsabilidad que tiene sobre sus acciones. Estos pueden ser conscientes o inconscientes. En el primer caso, dependerá de los valores aprendidos en su entorno y de la personalidad desarrollada. Pero también tendrá su influencia la mayor o menor gravedad de los hechos en cuestión, la importancia personal que el involucrado otorgue al riesgo de la pérdida (valores patrimoniales, afectivos, etc.) y su posibilidad de enfrentar los temores frente a los hechos. No será lo mismo afrontar la responsabilidad por haber roto un vaso que la que presupone haber llevado a la quiebra una empresa. Le será más fácil a un individuo aceptar y reconocer sus culpas en un accidente de tránsito que no hizo más daño que romper el faro de un vehículo, que aquel que provocó la muerte de un transeúnte.

En el segundo caso, el intento de no asumir la responsabilidad sobre las consecuencias de los hechos estará generalmente ligado a la incapacidad de la persona, de manejar su ego. Aunque debemos notar que ambos casos se encontrarán en alguna medida siempre entrelazados. La parte consciente e inconsciente de nuestra mente flotan ambas sobre una débil línea divisoria. Quienes de alguna manera logran descifrar los códigos de mensajes inconscientes y llevarlos a nivel consciente junto con todo lo allí acopiado encontrarán la manera de hacerse cargo sin artimañas ni triquiñuelas hechas por y hacia ellos mismos. Conseguirán así ser finalmente poseedores de la única llave que abra sus celdas internas y les permita sentirse completamente libres. Aun en los casos en que su nueva actitud los lleve a dormir en una celda externa. Pero encontrarán la posibilidad definitiva de conciliar un sueño reparador. Algo que no logran muchos que duermen siempre en sus propias casas.

R. S.
 

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...